Academia de Ciencias Luventicus

PROTÁGORAS de Abdera

Nació en Abdera en el año 480 a.C. Viajaba de ciudad en ciudad y se estableció en Atenas, donde trabó amistad con Pericles y Eurípides. Con motivo de su escrito Sobre los dioses (que comenzaba diciendo: “De los dioses no sé decir si los hay o no los hay, porque son muchas las cosas que impiden saberlo, ya la oscuridad del asunto, ya la brevedad de la vida humana”), lo procesaron por impiedad. Durante su fuga a Sicilia falleció. Corría el año 410 a.C.

Según Platón, Protágoras recibió la influencia de Heráclito. Se muestra partidario de la Teoría del Fluir de Todas las Cosas y de ello deducía la imposibilidad de lograr una verdad absoluta. En su obra Sobre la verdad se encuentra su famosa teoría del hombre como medida de todas las cosas. Con ella Protágoras ponía en duda la capacidad del hombre de alcanzar la verdad universal y objetiva. “Como cada cosa me aparece, así es para mí; y como aparece a ti, así es para ti”. El hombre es la medida de la verdad, el valor, la ley y las normas. “El hombre es la medida de todas las cosas, de las que son en cuanto son, y de las que no son en cuanto no son.” Y no la especie hombre, ni un pueblo determinado, sino cada hombre, cada individuo. Gadamer decía que “Protágoras es el culmen de la valoración subjetivista relativizadora contra el objetivismo naturalista”.

Era común al pensamiento griego naturalizar la estructura social, afirmar que las leyes sociales hallaban su sustento en la naturaleza humana y social. Al respecto Gadamer decía que “el movimiento sofista intenta cuestionar este naturalismo social, reforzando el antropocentrismo (Protágoras) y subrayando el carácter convencional y partidista de las leyes sociales”.

Busca Protágoras en nuestro índice.
 
 
Recomienda esta página a un(a) amigo(a)

desde Rosario, ciudad cultural argentina

política de privacidad